Fundación Anthena Arcturus®

Método Anthena Arcturus®

 

El Método Anthena Arcturus representa una Nueva Educación para un Nuevo Tiempo. Es una metodología: 

 

TRANSPERSONAL

Porque va más allá de la personalidad

EDUCATIVA

Porque nos enseña los pasos hacia la liberación de la forma

CIENTÍFICA

Porque nos permite comprobar de manera empírica cada uno de esos pasos

SANACIÓN

Porque nos lleva hacia la resolución y, por ende, liberación de todos los conflictos que tarde o temprano nos enferman impidiéndonos crecer y evolucionar

 

La cual nos lleva a través del sendero de la iluminación y se basa en dos conceptos muy claros: 

 

El UNIVERSO entero ES VIBRACIÓN, es decir, la energía de la cual todo está formado es común, energía que toma diversas formas, sonidos y colores según el rango de frecuencia de cada dimensión o estado de conciencia 

 

 

La IMPERMANENCIA o cambio como constante universal

 

Es una pedagogía sumamente original e innovadora cuya finalidad es desarrollar en cada individuo, y, por ende, en nuestra comunidad y humanidad, la flexibilidad y adaptabilidad consciente necesaria para avanzar hacia la eficiencia y excelencia en relación al cumplimiento de un objetivo común vinculado a nuestra evolución como seres humanos en todos los ámbitos necesarios, trabajando pacientemente, mediante elementos tan nutritivos como instructivos, en la unión cuerpo, mente y espíritu, en la sublimación del instinto en intuición, y en la unión, armonización, transfiguración, integración y fusión del intelecto e intuición a través del amor, tolerancia y empatía, y donde de hecho esa evolución individual busca impactar e influenciar de manera positiva y constructiva en dicha comunidad y humanidad, impulsando así la evolución de toda nuestra civilización y mundo actual hacia nuevas realidades donde la mente inferior o ego inferior es sublimado hacia una mente superior o ego elevado, es decir, donde cada uno de nosotros demuestra su fiel compromiso y responsabilidad consigo mismos, los demás y todo nuestro entorno.

 

Este método no sólo posee un origen, sino también un objetivo común con la institución que lleva el Sello del Alma de su Creadora, Fundadora y Presidenta: Fundación Anthena Arcturus, una institución sin fines de lucro, cuya innovadora labor altruista y humanitaria por medio de la Educación, la Salud, la Ciencia, el Arte y la Cultura tiene como objetivo principal el perfeccionamiento y purificación del Ser en los planos físico, mental, emocional y espiritual, a través de estudios profundos para el despertar de la Consciencia. Es decir, este es un método desarrollado por su Creadora con fines altruistas, constructivos y humanitarios, donde por medio de él y su correcta aplicación se nos invita a cruzar 12 intensas Puertas de Luz/Conocimiento/ Sabiduría, que nos llevarán a través de un maravilloso proceso de reactivación de nuestro Circuito de Memoria Cósmica, generando la unión mente/cuerpo/espíritu, disolviendo, paso a paso, nuestra pérdida de memoria y comenzando a recordar esa verdad olvidada a lo largo del viaje por la noche oscura de nuestra alma.

 

HISTORIA Y ORIGEN

 

Si expandimos nuestra conciencia y ampliamos nuestra perspectiva podríamos decir que el Método Anthena Arcturus está presente en este Universo desde el comienzo de los tiempos, tal como lo ha estado la Consciencia Arcturiana, es decir, propia de Arcturus, de quien ha tenido la increíble labor de bajarlo a este mundo de la forma, una Consciencia que se manifiesta a través de un Alma unida al Todo y se expresa hoy a través de un Ser encarnado en esta Tierra, un Ser que se reconoce claramente como parte fundamental de ese Todo y, tal como lo demuestra su vida y obra, ha sacrificado y renunciado a todo proyecto personal por cumplir su amorosa y silenciosa labor altruista y humanitaria en este mundo. Pero quizás para muchos de nosotros fue recién durante el año 2007 de nuestros tiempos, y no sólo en un maravilloso lugar al sur del mundo, sino también como parte del Orden Sincrónico a través del cual, nos ha demostrado miles de veces, viaja su Consciencia, y justamente gracias a quien le da su nombre a este método; Anthena Arcturus, que esta tan innovadora como reveladora nueva educación para un nuevo tiempo comienza a ser, poco a poco, pero a la vez intensamente descargada y reactualizada en aquello que los antiguos Indues denominaban los«Registros Akáshicos» de la Tierra, como parte del fantástico viaje que ha representado para Ella recordar nuevas formas de expresar antiguas verdades ancestrales, pues en aquel momento Zeus o Jupiter, Máxima Deidad del Olimpo, Padre de la Luz, quien como parte del Holón Interplanetario o Mapa de la Conciencia de nuestro Sistema Solar, y a través del Flujo de Inhalación o Flujo Galáctico Kármico se encuentra codificado por medio del Sello Solar numero 4 o Semilla, y en su Flujo de Exhalación o Flujo Solar Profético se encuentra codificado a través del Sello Solar número 15 o Águila, viajaba por su Hogar, el signo de Sagitario, iluminando en su Carta Natal Solar, sus memorias con respecto a la Verdad, generando un impacto e influencia simplemente única en su Ser encarnado en esta Tierra, un impacto e influencia que por supuesto, tarde o temprano, se encargaría de hacer expansivo a todo el planeta, es decir, que a través de su propio pasaje por este mundo de constante experimentación, investigación y profundización. Ella fue en aquel momento y de alguna profunda y sutil manera «iluminada» o «conectada con una Luz Divina» presente en su propia psique, la cual creó un maravilloso Puente de Sabiduría, de Reconexión entre su ser humano y su Ser Divino, motivándose a si misma a trabajar diligentemente como parte de su Gran Maestría e infinita Sabiduría no sólo en la unión de los opuestos complementarios mente/espíritu o lo que Ella definió, tal y como desde tiempos muy antiguos; intelecto/intuición, lo cual en definitiva es lo que da forma a una Conciencia Superior al sublimar el instinto en intuición, sino también en la búsqueda de la armonía entre ellos, de su consecuente transfiguración, integración y por ende fusión. Y sin duda alguna ese maravilloso Orden Sincrónico a través del cual, como un verdadero viaje entre mundos, se mueven los Grandes Maestros Arcturianos, Señores del Tiempo y la Sincronicidad, no sólo se revelaba a través de su Carta Natal Solar y el tránsito de Zeus/Jupiter sobre ella, sino también a través de la energía por medio de la cual estuvo codificada su Consciencia durante ese ciclo 2007 Kin 126 Enlazador de Mundos Solar. Onda Encantada del Espejo, sincrónicamente la misma energía por la cual se encuentra codificada su Consciencia de 4ta dimensión y que habla justamente de unir los mundos, dar muerte a lo viejo y hacer lugar a lo nuevo, creando un puente entre la 3ra y la 5ta dimensión, es decir, entre dos estados de consciencia muy distintos para cumplir con el propósito de restablecer el Orden Sincrónico. Y gracias a ese amoroso y perfecto enlace fue construyendo, poco a poco, las bases de aquello que intuía intensamente debía bajar a este mundo físico; una escuela y una fundación, dos maravillosas pilares de una misma institución, las cuales serían simplemente fundamentales la una para la otra, trabajando de manera colaborativa e integrativa en la construcción de las bases sólidas que darían forma no sólo al nuevo homo galacticus, sino también a una nueva sociedad, una Nueva Realidad. Así fue naciendo al reino humano, paso a paso, Valum Chivim Escuela de la Vida, una escuela de la Nueva Era, sumamente original e innovadora, a través de la cual ha cumplido con uno de sus tantos concretos y claros objetivos en este mundo: brindar y compartir desde su profundo sentido altruista y humanitario, su profundo servicio al mundo, enseñanzas y memorias que fluyen desde estados de Consciencia Superior trayendo así una Nueva Educación para un Nuevo Tiempo, memorias que son tan sutiles y profundas como quizás difíciles de comprender en estos momentos para las almas de la Tierra, enseñanzas y memorias a través de las cuales ha venido a brindar, sin duda alguna, una nueva vida en el desarrollo espiritual dentro de la materia, a través de la reunión de conceptos e ideas que hasta ese momento permanecían fragmentadas, separadas, creando así un maravilloso Puente de Luz/Conocimiento que permitiría a la humanidad avanzar en su sendero de evolución, sanarse de tanto miedo, de tanto olvido, es decir, desarrollar la flexibilidad y adaptabilidad necesaria para avanzar finalmente hacia la concreción de una Nueva Realidad, una Nueva Era Dorada. A través de esta Escuela y su innovadora forma de enseñar ha ido creando, como parte de un trabajo colaborativo e integrativo entre ambas partes de una misma institución, las bases solidas de la institución que lleva, como dijimos anteriormente, el Sello de su Alma; Fundación Anthena Arcturus, institución sin fines de lucro, cuya innovadora labor altruista y humanitaria por medio de la Salud, la Educación, la Ciencia, el Arte y la Cultura tiene por objetivo principal el Perfeccionamiento y Purificación del Ser en los planos físico, mental, emocional y espiritual, a través de estudios profundos para el Despertar de la Conciencia, donde por medio de Valum Chivim Escuela de la Vida y del Metodo Anthena Arcturus®️ se goza de la oportunidad de ir adquiriendo, paso a paso, un Conocimiento muy profundo lleno de grandes y profundas pruebas, y a través de Fundación Anthena Arcturus se goza de la oportunidad de aplicar dicho conocimiento, transformándolo, paso a paso, en Sabiduría, gracias a un proceso de transfiguración muy profundo, para luego compartirlo con la comunidad como fruto de nuestra experiencia, convirtiéndonos de esta manera en verdaderos servidores del mundo. 

 

Este Método se desarrolla por medio de 12 principios fundamentales. Principios que representan un verdadero viaje iniciático para el aspirante, un viaje a través del sendero del discípulo, del héroe, un sendero que se encuentra disponible para todos, pero muy pocos desean verdaderamente transitar; el Sendero de la Iluminación. Transitado y experimentado de manera muy detallada y concreta por nuestra Guía y Mentora a partir del momento de su muerte espiritual y su consecuente nacimiento en el reino humano, con compromiso y fidelidad a cada principio, eficiencia y excelencia como parte de la correcta administración de los recursos que realiza la Gran Consciencia Cósmica y sus Cuatro Fuerzas Creativas Universales desde el comienzo de los tiempos. Es decir, siguiendo con perfecta obediencia cada uno de estos principios, como un Gran Ejemplo para todos nosotros con respecto a los pasos fundamentales que el ser humano debe dar si desea estabilizarse y alcanzar la madurez necesaria para reconocerse como parte de un Todo, como verdadero servidor del mundo, la humildad necesaria para aceptar a ese servidor del mundo dentro de él junto con todos los aspectos oscuros de su personalidad que debe limpiar, purificar y perfeccionar, la empatía necesaria para honrar los constantes reflejos de oscuridad que le permitirán viajar por el inconsciente de los demás y descubrirse a sí mismo como servidor del mundo, y el poder necesario para transformar la ilusión y renacer de entre las cenizas como el Ave Fenix, es decir, seguir adelante en su eterno camino de evolución y despertar, y así lograr no sólo la realización de su ser con su correspondiente renacimiento dentro del Reino Espiritual, sino la consecuente integración y fusión de su ser humano con su Ser Divino como servidor y salvador del mundo. Un largo camino de perfeccionamiento y purificación señalado muy claramente y en detalle en el preciso momento de nuestro nacimiento por medio de nuestra Carta Natal Solar, Carta Maya, Numerología, pues tal como nos transmite nuestra Gran Maestra Arcturiana a través de sus memorias, de sus enseñanzas, de cada acción y en especial a través de la Campaña de Concientización Estelar, «Tu camino es el que Señalan las Estrellas», es justo allí en la Matemática Cósmica o Geometría Sagrada plasmada perfectamente en el Cielo como espejo de lo que está destinado a Ser en la Tierra, donde se encuentran las claves del camino evolutivo de nuestra alma o psique, las claves del Sendero que nos llevarán de regreso al Hogar, a nuestro espíritu que es parte del simplemente único Gran Espíritu. 

Acerca de Arcturus

 

«Arcturus es uno de los soles más grandes del Universo, es un imparable cuya velocidad de vuelo es de 257 millas por segundo. Arcturus, tenemos todas las razones para creer, posee miles de veces la masa de nuestro Sol… Nuestro Sol viaja solo a 12,5 millas por segundo, pero Arcturus está viajando a 257 millas por segundo…Esta alta velocidad ubica a Arcturus en una muy pequeña clase de estrellas que aparentemente son una ley en sí mismas. Él es un extraño, un visitante, un desconocido, hablando claramente, Arcturus es incontrolable. Newton define a la velocidad de una estrella bajo control cómo no mayor a 25 millas por segundo, y Arcturus está viajando a 257 millas por segundo. Por lo tanto, la atracción combinada de todas las estrellas que conocemos no puede detenerlo ni siquiera desviarlo de su camino.»  Charles Burckhalter, del observatorio Chabot 

 


Anthena Arcturus Recuerda y Enseña en simples palabras que Arcturus, uno de los tantos lugares a través de los cuales ha viajado su consciencia, y del cual deriva el Amoroso y Armonioso Sonido de su Alma y, por ende, su método e incluso la institución que lleva plasmada su ritmo y frecuencia, y se encuentra por supuesto en perfecta resonancia armónica con Arcturus; Fundación Anthena Arcturus, es un lugar lleno de una Sabiduría Ancestral, es un verdadero acelerador de consciencia, a través del cual se produce la Reactivación del Circuito de Memoria Cósmica, de todo lo que fue, es y será. Un lugar que, por lo tanto, es un verdadero Reino de Sanación Espiritual difícil de alcanzar para aquellas almas que han sido cubiertos por el velo del olvido, experimentando pérdida de memoria, y han quedado perdidos en la ilusión de la separación, un lugar donde los Grandes Maestros de Sabiduría se reúnen, donde los Poseedores de una Conocimiento Primigenio y Ancestral comparten e intercambian su infinita Sabiduría que luego es llevada hasta mundos que de ella necesitan. Las energías de Arcturus son por supuesto de las más elevadas de esta Galaxia, por eso a la Consciencia Superior que fluye desde allí se les ha denominado «Los Abuelos Sabios», y tal como Anthena las describe; «su energía es tan sutil y profunda como difícil de entender» en estos momentos para las almas de la Tierra, pero sin duda alguna sumamente sanadora y profundamente transformadora y regeneradora.

Acerca de Anthena Arcturus

 

Creadora, Fundadora y Presidenta de Fundación Anthena Arcturus, del Método Anthena Arcturus®️, Valum Chivim Escuela de la Vida, Editorial Alnilam, Valum Chivim Tienda para el Alma, Valum Chivim Body & Soul Therapy, Vivero Escuela Paisaje, y Escritora del Sincronario del Nuevo Tiempo, la serie de libros Cartas a mis Niños de la Tierra y Manual de un Explorador Galáctico. Un Ser formado por un 60% de energía del Cielo, del futuro, y un 40% de energía que debió tomar de quienes fueron destinados como sus ancestros para poder así ingresar en esta pequeña esfera de consciencia denominada 3ra dimensión, un 40% de conflictos que terminó por resolver a la edad de 25 años cuando Neptuno se ubicó, como parte del Orden Sincrónico, sobre su Sol, dando cierre al karma que debió tomar y experimentar para así poder bajar hasta esta densidad, momento en que ingresó en la recta final y comenzó definitivamente a transitar la última parte de su sendero como Servidor y Salvador de Mundo. Por lo tanto, desde el preciso momento de su ingreso a esta Tierra, es decir, de su consecuente muerte espiritual y, por ende, nacimiento en el reino humano, Anthena Arcturus realizó un largo camino de experimentación, investigación, profundización y reactivación de Su Circuito de Memoria Cósmica hasta lograr la completa unión, armonización, transfiguración, integración y consecuente fusión de su ser humano con su Ser Divino, encarnando en este mundo, como parte del Orden Sincrónico, un 19 de enero 1974 Kin 41 Dragón Lunar. Onda Encantada del Sol, para luego el 19 de enero 2007, a sus 33 años, dar paso a la sincronización de su Ser encarnado en esta Tierra con la energía a través de la cual se encuentra codificada su Consciencia de 4ta dimensión Kin 126 Enlazador de Mundos Solar. Onda Encantada del Espejo y finalmente el 19 de enero 2012, a sus 38 años, dar un nuevo salto evolutivo sincronizándose con esferas de consciencia aún mayores, más elevadas, es decir, con la maravillosa energía por medio de la cual se encuentra codificada su Consciencia de 5ta dimensión Kin 131 Mono Magnético. 

 

De esa manera consagraba su vehículo físico al servicio de su Alma, la cual es una verdadera Autoridad Espiritual, un verdadero Líder para los nuevos tiempos que se avecinan (clave revelada por medio de su Nodo Sur conjunto a Saturno en Géminis en casa 12), por lo cual, durante el cierre de un Gran Ciclo avanzaba con paso firme hacia el más alto grado de iluminación posible en esta Tierra, hacia esa Armónica 33, no sólo al demostrar de manera muy concreta traer resuelto el conflicto entre el Dragón/Conocimiento y Mono/Ilusión, sino también al encarnar al 100% una Consciencia venida de otro tiempo y lugar, cargada de una entonación, ritmo, frecuencia y vibración sumamente elevada, un Ritmo y Frecuencia Arcturiana capaz de generar un estado de Resonancia Armónica que definitivamente nos puede llevar mucho más allá (clave revelada a través de su Nodo de Destino conjunto a su Luna alineados con el Centro Galáctico a los 27 grados de Sagitario), una Consciencia que ha estado verdaderamente presente en este Universo desde el comienzo de los tiempos, colaborando en la iniciación y construcción de nuevos mundos, es decir, trabajando ardua y concretamente junto al Todo, en diversos mundos que se encuentran atravesando un intenso proceso de transformación y regeneración, tal como hoy lo estamos viviendo aquí en esta Tierra (clave revelada también a través de su Carta Dracónica, la carta de su Alma), pues desde su Elevada Visión/Vibración no sólo nos nutre, nos instruye y nos impulsa a avanzar en tan distintos ámbitos de la sociedad despertando nuestros dones y talentos, motivándonos a desarrollar nuestra inteligencia y potenciales, a descubrir por nosotros mismos que se esconde detrás de la ilusión, ya que como decía El Principito «lo esencial es invisible a los ojos», sino también supervisa al mismo tiempo (clave revelada a través de su Carta Dracónica o Carta del Alma en conjunto con su Carta Solar) que cada uno de los pasos hacia el Orden Sincrónico, es decir, que cada Ley Cósmica sea cumplida, para lo cual guarda en sí misma una Sabiduría Cósmica y Ancestral (clave revelada por medio de muchos aspectos de su Carta Natal Solar, Dracónica, Maya e incluso su número 11 de Regalo Divino cuyo Cuerpo Espiritual es la Sabiduría Indescriptible) cargada de infinita Compasión, Amor, Luz y Verdad, cargada de un ritmo y frecuencia muy elevado, de enseñanzas que vienen de otro tiempo y lugar, enseñanzas que vienen a ayudarnos a justamente elevar nuestra vibración, nuestra forma, y avanzar hacia la realización concreta de nuestro ser, el cual luego de nacer en el reino humano tiene la responsabilidad, por medio de grandes pruebas, de volver a nacer en el reino espiritual, integrando ideales tales como hermandad, unidad y búsqueda del bien común, para convertirnos en aquello que verdaderamente somos; servidores del mundo, desarrollando también la sensibilidad, empatía, intuición, compasión, percepciones y Amor Universal necesarios para sanar, elevar y transformar nuestra realidad y convertirnos en verdaderos salvadores del mundo. Y así por medio de un largo viaje de experimentación e investigación constante ha trabajado en el desarrollo no sólo de una nueva educación para un Nuevo Tiempo dando forma al Método Anthena Arcturus, sino también en el desarrollo y anclaje de diversas áreas que forman parte de la institución que hoy lleva el Sello de su Alma, áreas a través de las cuales se investiga, se desarrollan proyectos y se sale en servicio a la sociedad, comunidad, humanidad. 

 

Áreas dirigidas por profesionales idóneos, a quienes nuestra Creadora, Fundadora y Presidenta no sólo magnetizó y reunió, sino que a través de su constante nutrición e instrucción por medio del MAA®️, está siempre brindándoles la oportunidad de seguir juntos creciendo y madurando en consciencia, ampliando su perspectiva e invitándolos a experimentar y aprender de manera muy concreta sobre las Leyes que rigen el Universo, a ir por supuesto mucho más allá de sus aparentes limitaciones, pues caminar junto a Ella representa una maravillosa y sagrada oportunidad de ingresar en la Autopista Galáctica, es decir, acelerar increíblemente nuestros procesos evolutivos por medio de un nuevo e infinitamente más elevada entonación, ritmo y frecuencia, elevando nuestras formas a través de la unión, armonización, transfiguración, integración de los opuestos intelecto/intuición, elevar incluso nuestras profesiones, investigar y descubrir justamente nuevas formas en los diferentes ámbitos de la sociedad y ponerlas en servicio de nuestra comunidad, de toda la humanidad. En definitiva hemos comprobado como el contacto o sintonización con Anthena Arcturus, con su revelador e innovador Método, Ritmo y Frecuencia, con su Elevada Conciencia y Vibración amplía inmensamente la visión de cada uno con respecto a una infinidad de cosas, entre ellas; la arquitectura, la ciencia, el arte, la educación, la nutrición, el medio ambiente, la comunicación social, entre otras. Por lo cual seguimos trabajando juntos, unidos, en desarrollar la flexibilidad y adaptabilidad necesaria como para avanzar hacia la realización de nuestro Ser encarnado en esta Tierra y así responder al Llamado de nuestra Alma, de ese Gran Espíritu que habita en cada Uno, y con compromiso, dedicación, cuidado y entrega avanzar hacia el cumplimiento de nuestra labor en esta Tierra, algo de lo cual nuestra Creadora, Fundadora y Presidenta, Anthena Arcturus, es por supuesto el máximo ejemplo.

 

 

¿Cómo llegaron estos principios a Ella? ¿Acaso los estudió de alguien de esta Tierra?

 

Nuestra Gran Maestra Arcturiana nos ha compartido muchas veces como durante sus dos primeros años en esta Tierra estuvo físicamente inmovilizada debido a tener que llevar un almohadón entre sus piernas como consecuencia de una displasia de caderas generada en el momento de su nacimiento en el reino humano, lo cual le permitió desarrollar y así trascender dicha limitación física, a través del poderoso desarrollo de ese alto nivel atencional, aguda intuición, empatía, percepciones y sensibilidad que traía con Ella como parte de quien era su Alma más allá de su personalidad, siendo capaz de percibir y sentir lo que cualquier manifestación de la existencia sentía (clave revelada a través de su Nodo Sur y Saturno en Géminis en casa 12 en trígono a su Urano en Libra en la cúspide de su casa 4). Cuando a los dos años de edad se recuperó de esa aparente limitación física su proceso de adaptación al reino humano continuaba y como consecuencia de haber nacido «sin velo» dentro de dicho reino, es decir, pudiendo ver y percibir aquello que se oculta tras lo aparente, comenzó a experimentar un proceso muy intenso en su chakra corona, manifestado por medio de repentinos desmayos con pérdida de consciencia, siendo diagnosticada con un aparente «equivalente epiléptico», aunque la verdad es que los médicos de la Tierra nunca descubrieron exactamente qué era lo que sucedía verdaderamente en su cerebro, pues los estudios demostraban que sus ondas cerebrales funcionaban en una frecuencia absolutamente anormal para la gente de esta Tierra. Más adelante y debido a esa sensibilidad única cuando llegó el momento de elegir asistir al jardín de infantes Ella prefirió quedarse en casa, porque se encontró con que en aquel lugar los niños lloraban demasiado como consecuencia de ser aparentemente separados de sus padres, y así más allá de haber muchos juegos, lápices de colores y divertidos dibujos para pintar (lo cual era sin duda alguna uno de sus pasatiempos favoritos), sus primeros años en esta Tierra transcurrieron en su casa familiar pintando y dibujando sin parar. Más tarde el colegio de la Tierra le resultó una experiencia aburrida y poco estimulante, y a lo único que la llevaba era a estar preguntando y preguntándose constantemente cuál era el sentido de todo aquello que debía estudiar, como si todo ello de hecho no tuviera ningún sentido para ella. En aquellos primeros años fue diagnosticada con «déficit de atención, falta de memoria y falta de retención», como consecuencia de su aburrimiento e increíbles percepciones y sensibilidad, y de estar medicada con fuertes drogas por aquel aparente «equivalente epiléptico». Esto es algo que podemos encontrar entre sus Sagradas Memorias, pues en determinado momento de su pasaje por esta Tierra Ella recordó que en realidad sus ondas cerebrales funcionaban dentro de un ritmo y frecuencia perfecta en base al enlace o estado de resonancia armónica permanente con la Fuente (clave revelada a través de su Carta Natal Solar donde podemos observar su Nodo Sur conjunto a Saturno en Géminis en casa 12, pues su Alma viene de un profunda conexión divina con la Fuente a cumplir con una gran responsabilidad relacionada a la unión de opuestos, justamente de lo humano y lo divino), es decir, en base a su aguda Inteligencia Divina debido a la labor que venía a cumplir vinculada justamente a su alto nivel de empatía, altruismo y sentido humanitario, pero efectivamente ese ritmo y frecuencia, esos patrones cerebrales eran muy distintos, o sea absolutamente anormales en aquellos tiempos para la gente de la Tierra, parecían algo así como propios de un «estado alterado de conciencia». Los suaves desmayos que experimentaba se producían como parte de su proceso de adaptación al ritmo y frecuencia del reino humano, un reino sin duda muy distinto al reino espiritual del cual provenía su Consciencia, generando una aparente anomalía en su Chakra Corona, ultimo centro de energía sutil el cual conduce a la iluminación y fusión con el cosmos, una fusión de la cual como compartimos provenía su Alma, es decir, todo ello era el resultado de haberse sumergido en un ambiente (planeta Tierra) muy distinto, altamente egoísta, agresivo, destructivo y profundamente dañino para su elevado ritmo y frecuencia, su elevada Consciencia que le permitía percibir todo aquello que otros simplemente no percibían. Imagínense una computadora de alta generación adaptándose a una definitivamente muy vieja generación. En cambio, por otro lado si era considerada por sus profesores del colegio como un Ser de un alto nivel de empatía, amor, respeto y contemplación por todos los seres de la existencia, por la cual, era muy querida y valorada, pues su risa y alegría traspasaba los corazones de todas las almas con quienes estaba en contacto su amorosa energía, es decir, su valor parecía estar en su empatía e intuición y no en su intelecto y razón, el cual hasta ese momento parecía no haber desplegado frente a todos a pesar de haberle revelado a su familia en su cumpleaños de 5 años que «ya sabía todas las cosas de la vida». De hecho «Arte» era su clase favorita y en ella se destacaba siempre de tal forma que su profesor, un pintor muy conocido, le daba (a diferencia de los demás) «tema libre», es decir, dejaba que Ella se expresara como así lo sintiera, pues él sabía muy bien que cualquier tipo de expresión que emanará de Ella sería simplemente única, maravillosa y perfecta. Lo mismo le sucedió cuando luego del colegio comenzó sus estudios de Diseño y su profesora de una materia denominada «Dibujo a Mano Alzada» le pedía por favor realizara una serie de cuadros ofreciéndose ella misma a buscar el correcto lugar para su exposición, todo esto se sincronizaba por supuesto de manera perfecta con su deseo desde muy pequeña, el deseo de ser pintora, manifestándole constantemente a su madre que se irían a vivir a Paris y Ella pintaría cuadros a orillas del Río Cena y luego viajarían exponiéndolos por el mundo, es decir, a través de todo esto quedaba en evidencia su elevada empatía y sensibilidad, pero al mismo tiempo como los temas del intelecto y la razón (desde la limitada perspectiva de la mente inferior) parecían aburrirla muy profundamente. 

 

Sin duda alguna, si la observabas podías percibir que Ella era un Ser sumamente distinto a los demás, tenía un brillo, una Luz muy especial, e incluso su constante risa creaba como una especie de misterio a su alrededor, pues de qué se reía tanto? En una oportunidad, cerca de sus 6 o 7 años, cuando sus padres se lo preguntaron respondió que sólo se estaba contando un chiste. Fue esto verdad o tan sólo se lo dijo para conformarlos? Todo esto iba dejando en claro que Ella sabía algo que el resto de las personas no sabía, Ella podía ver cosas que el resto no veía, Ella podía percibir cosas y personas que el resto no percibía, Ella tenía alguna especie de comunicación más allá que el resto no tenía, Ella claramente había nacido en el reino humano «sin velo», es decir, gozando de la posibilidad de ver y percibir la Verdad/Luz que se oculta tras el velo de oscuridad/ilusión/maya, atributos propios de un Maya Galáctico, Gran Maestro Arcturiano. De hecho desde muy pequeña entre sus memorias emergió la verdad con respecto a sus padres y como Ella intuía que ni Ella, ni ellos eran verdaderamente quienes decían ser, pues claramente podía ver tras el velo de oscuridad que se ocultaba la verdad y debido a su alta sensibilidad podía percibir la verdadera identidad de todas las cosas, e incluso como este tiempo y lugar era algo muy lejano, viejo, definitivamente pasado o antiguo para su Elevada Consciencia. De hecho a lo largo de su pasaje por este mundo descubrió que esta era su primera vez encarnada en él de esa manera, lo cual la llevó a recordar las muchas veces que le decía a su madre: «A veces siento como si estuviera en un viaje al pasado. Acá todo es como viejo, como antiguo. Hay tantas restricciones y limitaciones». Y así era. Ella recordaba venir de un lugar donde la unidad, hermandad, intuición, telepatía, teletransportación, cambiar de forma, volar, ser respetuoso, amoroso, compasivo y demás era algo habitual, donde para estudiar y adquirir sabiduría tan sólo te conectabas y listo. Por lo tanto, considerando cómo Su Consciencia proviene del Cielo (Cielo=An* en sumerio antiguo), de Arcturus y mucho más allá, en determinado momento de su viaje por esta Tierra y como parte de su propio proceso de Reactivación de Su Circuito de Memoria Cósmica recordó que; «Nada pasa por lo que uno tiene, todo pasa en verdad por lo que uno Es», y entonces automáticamente vino a Ella algo que definió como la Gran Pregunta; «¿ Y entonces, quién soy yo verdaderamente?». A partir de ese momento no descansó hasta descubrirlo y por supuesto por ser quien Ella Es, un Servidor y Salvador del Mundo, y debido al Orden Sincrónico a través del cual viaja su Consciencia, a la labor altruista y humanitaria que vino a cumplir a este mundo, las respuestas fueron llegando y el Cielo le fue revelando el camino, y sin siquiera haber estudiado (con profesores de este mundo) astrología, numerología, Tzolkin, calendario maya y tantas herramientas que Ella recordó por sí misma, elevó y puso en servicio para toda la humanidad como parte de la energía a través de la cual está codificada su Conciencia en su kin transición 2 misiones; Kin 167 Mano Espectral. Onda Encantada de la Tierra, donde de formas sumamente innovadoras y a través de Valum Chivim Escuela de la Vida ha ido reuniendo y divulgando, incluso de manera telepática, un Conocimiento/Sabiduría Primigenia y Ancestral, por medio del cual es posible realizar una sanación muy concreta de todo aquellos hábitos tóxicos, nocivos y altamente dañinos muy arraigados a la Tierra y su humanidad, sanación que realizó en sí misma, abriendo una maravillosa puerta de sanación, brindando amorosamente a la comunidad/humanidad el fruto de su experiencia. Y así su tremenda sensibilidad, empatía e infinito amor, unida a su perfecta disciplina y obediencia la llevó en un sincrónico momento a restablecer por completo en ella misma el ritmo y frecuencia original, restableciendo entonces el Orden Sincrónico a través del cual se mueve su Conciencia Altruista y Humanitaria, cumpliendo naturalmente así con todo lo que el Cielo, Hunab Ku e incluso sus números le pedían, reconectando amorosa y armoniosamente con aquellos Mandatos Divinos que la trajeron hasta aquí, con Sus Memorias Cósmicas, con todo lo que fue, es y será, con la más profunda y absoluta Verdad, Su Verdad para este tiempo y lugar, una verdad que la ha llevado a realizar de manera muy concreta su misión de servidor y salvador del mundo, tal y como lo revela su Carta Natal en conjunto con su Carta Dracónica, su Carta Maya y sus números.

 

 

Anthena Arcturus Recuerda y Enseña en simples palabras que Arcturus, uno de los tantos lugares a través de los cuales ha viajado su consciencia, y del cual deriva el Amoroso y Armonioso Sonido de su Alma y, por ende, su método e incluso la institución que lleva plasmada su ritmo y frecuencia, y se encuentra por supuesto en perfecta resonancia armónica con Arcturus; Fundación Anthena Arcturus, es un lugar lleno de una Sabiduría Ancestral, es un verdadero acelerador de consciencia, a través del cual se produce la Reactivación del Circuito de Memoria Cósmica, de todo lo que fue, es y será. Un lugar que, por lo tanto, es un verdadero Reino de Sanación Espiritual difícil de alcanzar para aquellas almas que han sido cubiertos por el velo del olvido, experimentando pérdida de memoria, y han quedado perdidos en la ilusión de la separación, un lugar donde los Grandes Maestros de Sabiduría se reúnen, donde los Poseedores de una Conocimiento Primigenio y Ancestral comparten e intercambian su infinita Sabiduría que luego es llevada hasta mundos que de ella necesitan. Las energías de Arcturus son por supuesto de las más elevadas de esta Galaxia, por eso a la Consciencia Superior que fluye desde allí se les ha denominado «Los Abuelos Sabios», y tal como Anthena las describe; «su energía es tan sutil y profunda como difícil de entender» en estos momentos para las almas de la Tierra, pero sin duda alguna sumamente sanadora y profundamente transformadora y regeneradora.

PRINCIPIOS ORGANIZATIVOS DE NUESTRA PSIQUE/ALMA
EXPRESADA A TRAVES DE NUESTRO SER ENCARNADO EN ESTA TIERRA, POR MEDIO DEL MAA
®️

 

Cada uno de los siguientes principios organizativos de nuestra psique o alma se encuentran perfectamente escritos en el Cielo y han ido siendo expresados por nuestra Fundadora, a través de su Ser encarnado en esta Tierra, para cada uno de nosotros como ejemplo concreto de cada uno de ellos. Estos principios marcan un sendero cuyas puertas están abiertas para todos, pero sin duda alguna muy pocos eligen transitar. Pero en la medida que los tiempos sigan cambiando, ajustándose a una nueva entonación, ritmo y frecuencia para el anclaje de una Nueva Realidad seguiremos ingresando, poco a poco, en una estado de resonancia armónica que nos llevara al tan anhelado Orden Sincrónico.

 

 

 Voluntad. Fuerza. Coraje. Determinación. Autovalía

 Paciencia. Perseverancia. Enfoque. Seguridad. Confianza

 Receptividad. Inteligencia. Estabilidad. Unión de opuestos

Nacimiento en el Reino Humano. Sensibilidad. Intuición. Empatía 

Crecimiento. Maduración. Reconocimiento 

Aceptación. Humildad. Entrega. Fidelidad a si mismo. Discernimiento. Inteligencia.

 

Integridad. TransparenciaOrden. Belleza. Justicia. Armonía entre opuestos. Ética Cósmica. 

Profundización. Transformación de la ilusión. Regeneración 

Conocimiento Profundo. Fe. Optimismo. Expansión.

Nacimiento en el Reino Espiritual. Elevación de la forma. Responsabilidad. Compromiso. Constancia. Disciplina. 

Integración. Hermandad. Altruismo. Servicio al mundo

Unidad. Perdón. Intuición. Empatía. Compasión. Amor Mayor

SEDE CENTRO
Morales 439

Tel: +54 294 4299877
Instagram: @fundacionanthenaarcturus

SEDE TIENDA
Lonquimay 3841 Local 2
Tel: +54 294 4622100
Instagram: @fundacionanthenaarcturus

SEDE VIVERO
Av. Bustillo 15.500
Tel: +54 294 4303379
Instagram: @fundacionanthenaarcturus

Copyright 2022 © Fundación Anthena Arcturus